logo_aresprensa_notas
ARGENTINA, AL BORDE DEL ABISMO

Publicado el 03 octubre de 2017 // 20.00 horas, en Bogotá D.C.

ARGENTINA, AL BORDE DEL ABISMO

Ya no quedan ni tiempo ni oportunidades: Argentina se juega la posibilidad negativa de quedar por fuera del Mundial Rusia 2018, por culpa de sus propios desvaríos y vaivenes. Los cambios al garete de los orientadores técnicos en los últimos dos años y sus dibujos tácticos erráticos frente a rivales que se agrandaron ante las angustias, mellaron las posibilidades y mantienen al equipo rioplatense al borde del abismo. No todo está perdido pero esa lastimera posición inestable en el repechaje, con limitadas posibilidades, y un inesperado  Perú por encima de la albiceleste, señalan la evidencia sin atenuantes de la proximidad del desastre. Ni siquiera la llegada de un “ganador” quizá sobreestimado como Jorge Sampaoli a la dirección técnica le ha puesto remedio a un conjunto que parece jugar con pecho frío. Esa es la situación de la Argentina de hoy, en vísperas de atravesar el último peldaño de esta eliminatoria por llegar a Rusia el año que viene. No todo se ha ido aún por la borda, pero las esperanzas tienen la dimensión de un último vaso de agua en el desierto. Superar a Perú y en seguidilla a Ecuador tiene su historia. Los incas en 1969 ya sacaron a la Argentina de la lista de convocados al mundial de México 1970 y los ecuatorianos se enfrentarán en el último partido con los argentinos, en el centro del mundo, donde los antecedentes  muestran a un estadio Atahualpa de Quito, con más amarguras que sonrisas para los visitantes. Ese es el cuadro de situación a pocas horas de que las cosas queden en blanco y negro.

La diferencia de una posición engañosa en mitad de la tabla para los de Sampaoli es relevante en el balance, comparado con un Brasil en la punta y ya clasificado.  Los brasileños venían de una eliminación vergonzosa ante Alemania, en el 2014, organizado por ellos mismos, los dueños de casa. Sus rivales históricos en la región, vienen de un subcampeonato mundial en la misma cita orbital, que pareció más una derrota que un logro, pues los teutones lograron otra estrella universal a costillas de los argentinos. La primera fue en Italia 90. Pero así son las cosas en un panorama con altibajos anestesiantes que ha tenido esta eliminatoria mundialista por Sudamérica. Antes de que se trazara esta circunstancia de angustia la Argentina era uno de los seguros permanentes en el ajustado bloque de 4 candidatos con aparente derecho inalienable al mundial ruso. Esa es la primera gran sorpresa de un largo certamen que ha deparado varias de estas en su curso.

Por ahora, de aquellos tres sudamericanos que siempre parecen seguros para asistir al mundial hay sólo dos en ese bloque privilegiado: Brasil y Uruguay. Las maniobras de los organizadores del penúltimo partido, que se realizará en Buenos Aires tienen algo de agorero, Sampaoli temería “influencias” lunáticas que podría tener el estadio de los grandes eventos futboleros argentinos: el Monumental de River Plate, en el barrio de Núñez, al norte de la capital argentina. Es como si se hubiese olvidado que fue en La Bombonera donde la Argentina perdió su opción de ir a México 1970, con un empate ante el mismo Perú al que se enfrentará ahora sobre el filo de la navaja, y en una opción que, de imponerse los visitantes sobre los propietarios del patio, los sacará de liza. Es una opción al todo o nada en la que los incas podrían afirmar cuentas para su viaje a Moscú, después de varias décadas ausentes de los mundiales. El temor que embarga  a los de la Afa y al propio Sampaoli, los lleva a dar manotazos y pases propios de brujos de pacotilla.

Tanto como para suponer que el jugar ahora en la cancha  de  Boca Juniors en algo podría mejorar lo que no fueron capaces de hacer durante los dos años anteriores, en los que solo acumularon esos resultados esquivos que los tienen en la situación actual. Cabe señalar que el Perú de Ricardo Gareca ya hace tiempos que entrena en su terreno y, a diferencia de la Argentina, muestra así la seriedad y enjundia que le pone Perú al cruce inminente. Pero, aparte de las sombras tercermundistas que hunden la manera argentina de mirar los dos pasos que le quedan a la Selección de ese país, hay otras proyecciones negras que se ciernen sobre sus posibilidades: el accidente del delantero Sergio “Kun” Agüero -el compañero “carne y uña” con Lionel Messi- es la imprevista finta en contra que se suma.

Esto aun cuando Sampaoli parece considerar que esa dupla es de relativo rendimiento pues no ha requerido de su presencia en el campo durante los pocos partidos que han estado bajo su batuta. La otra sombra es la más densa pues toca al entorno de estos deportistas y tiene que ver con el manejo mafioso que se ha dado en las últimas décadas a la organización del fútbol argentino. La escuela que dejó el fallecido “capo di tutti capi”, Julio Grondona, ha dejado huella y, más que eso, los manejos de esa forma espúrea de conducción persisten. Los mismos protagonistas de ayer continúan y son los mismos que acompañaron en sus correrías a aquel dirigente, que fue una de las cabezas emblemáticas de la corrupcion del fútbol y para quien la desaparición física lo puso a salvo de la justicia, que se llevó tras las rejas a varios dirigentes latinoamericanos de una lista encabezada por Grondona.

Todo eso ha pesado como un karma gratuito para un lote de jugadores que se presentan a los compromisos sin que buena parte de ellos supiese a ciencia cierta si se pagarían los compromisos por desplazamiento y apoyo logístico, además de los acuerdos de remuneración y premios correspondientes como obvios, dentro de la naturaleza propia de este tipo de acuerdos. Así, en condiciones absolutas de precariedad, debió la albiceleste afrontar los últimos compromisos sudamericanos ante Chile, de los cuales salió derrotado, tal como ocurrió también en la final de Río de Janeiro 2014. No debe extrañar entonces que Perú se acomode ahora en el cuarto lugar privilegiado y aspire  incluso no solo a superar a la alicaída dueña  de casa, Argentina, sino a subir aun más en la tabla.

Algo separa a los argentinos no únicamente de esos complicados peruanos que resultaron un verdadero dolor de cabeza para todos sus rivales recientes, sino también de los vecinos uruguayos -quienes tienen ya medio pasaje asegurado a Moscú-  e incluso también de los cafeteros, quienes sueñan con mayor certeza sobre sus posibilidades de estar en el próximo Mundial. No sería un milagro que la selección de Sampaoli pudiese levantar cabeza y superar a sus dos últimos rivales, pero mucho les pesa esa testa en el momento. Más apremiantes aun son las situaciones de Ecuador y Chile. El primero, que lideró la tabla un buen tiempo en el primer tramo de la Eliminatoria y se estrenó venciendo a la Argentina en su fortín de El Monumental, está viendo distante su aspiración de ir otra vez a un mundial.

Incluso los peruanos los doblegaron en Quito y ahora, en la vuelta de la primera hoja del último peldaño, deberá ajustar cuentas con el otro desesperado de la hora: Chile, para después volver a encontrarse de forma postrera con los argentinos en la casa del centro del mundo. La inflexión de los ecuatorianos ya produjo el despido del técnico Gustavo Quinteros, lo que podría verse como otra salida en falso, esta vez de la dirigencia deportiva ecuatoriana, pues envía a sus dos rivales de la hora la señal de que ya se siente desplazado de la posibilidad mundialista, por aquello de que “no se cambia de caballo en el cruce del rio”. Los chilenos también la tienen muy fea en esta despedida, después de Ecuador deberán medirse con el primero de la clasificación, el por ahora invencible Brasil. Uruguay y Colombia, en tanto, si siguen con lo hecho hasta la víspera de los dos partidos finales mantendrían el derecho a reservar pasajes para Moscú (aresprensa).   

--------

ARTÍCULOS CON RELACIÓN DIRECTATRES PASOS PARA EL CIERRE     

                

Actualizado: martes 03 octubre 2017 20:57
Related Articles: ARGENTINA SALVAJE II G-20: ARGENTINA SALVAJE CHAPUCERÍA ARGENTINA ARTEBA SORTEÓ CRISIS ARGENTINA ARGENTINA, AFUERA POR AHORA MADRID: ARGENTINA EN ARCO 2017 COLOMBIA HACIA EL ABISMO CASTROCHAVISTA / ACTUALIDAD ARGENTINA, MERECIDA ELIMINACIÓN ARGENTINA, DOS SIGLOS DE FRUSTRACIONES CATÁSTROFE ARGENTINA
mundial rusia 2018 eliminatorias sudamericanas

Visitas acumuladas para esta nota: 523

¡SÍGANOS Y COMENTE!