logo_aresprensa_notas
COLOMBIA QUIERE UN AJUSTE DE CUENTAS CON SU HINCHADA

Publicado el 05 de septiembre de 2008 / 20.35 hora de Bogotá D.C. / Archivado el 11 de agosto de 2008

ELIMINATORIAS SUDÁFRICA 2010 

COLOMBIA QUIERE UN AJUSTE DE CUENTAS CON SU HINCHADA

 

Para Colombia la encrucijada debe definirse como bien difícil en los inminentes partidos de la ronda eliminatoria para Sudáfrica. En parte, porque enfrentará a dos rivales directos para sus aspiraciones de clasificación y ninguno está hoy en inferioridad de condiciones ante los cafeteros. Nadie querría un pulso así, con dos oponentes en ascenso, si se está, como ocurre con Colombia, con unos discretos antecedentes inmediatos en esta Eliminatoria. Tampoco el técnico Jorge Luis Pinto ha logrado generar seguridad en su hinchada ante el inmediato futuro. Los cambios permanentes de los protagonistas de su Selección refuerzan la percepción de inestabilidad en un tramo que puede precipitar la posibilidad de tener que remontar una realidad que nadie quiere para su respectiva Selección: quedar con los pies por fuera del plato de los invitados al Mundial de Sudáfrica, vale decir del quinto lugar para abajo.

 

Escribe: Edgardo "Cuqui" LÓPEZ

 

El compromiso en Bogotá con Uruguay puede recomponer la confianza o encerrarla en las maletas, para un viaje a Santiago de Chile que tendrá en espera a una Selección austral a posteriori  de su choque con Brasil. El ganar o perder ante los auriverdes será de cualquier forma un acicate para los hombres de Bielsa que, bajo el marco de cualquiera de esas dos posibilidades, querrán arrebatarle a Colombia el codiciado tercer o cuarto lugar de la tabla para asegurar las expectativas de viajar a Sudáfrica.

Colombia viene de empatar dos partidos, uno con Ecuador y otro con el Perú. El resultado del primero era previsible, si se hurga la historia y se calibra a un equipo ecuatoriano que recompuso sus líneas y le hizo pasar un susto a la Argentina de Basile, en el Monumental de Buenos Aires y ante una hinchada argentina que comenzó a hacerle reclamos a su equipo, en especial a su orientación técnica.  Pero lo de Lima fue en verdad un traspié que le puso grandes signos de pregunta al grupo del director Jorge Luis Pinto.

El empate en Lima ante un Perú disminuido, que le jugó a Colombia de igual a igual y que pudo haberle amargado la jornada, no tiene explicación fácil y esos dos puntos que se perdieron ante los débiles peruanos podrían repercutir en una sumatoria final. En el inicio de ese partido apareció una Colombia segura de sí misma y con posibilidades de llevarse el partido, pero en el segundo tiempo fueron los incas los que estuvieron a punto de noquear a sus rivales.

CAMINAR SOBRE EL BORDE

Esa irregularidad ha sido una característica de los equipos colombianos de los últimos tiempos y pareciera que Pinto aún no ha logrado imponer un ritmo brillante a sus dirigidos. Este grupo tiene, en lo individual, todas las condiciones para establecer su patronato de cancha a la mayor parte de sus iguales sudamericanos.

La sumatoria de Colombia es positiva, pero sobre el límite del precipicio. Es bueno sumar punto por punto, pero eso no asegura el futuro que en el amontamiento de la media tabla puede precipitar, a partir de estos dos fechas, desagradables situaciones, como ya se dijo, difíciles de remontar si se mira lo que anuncia el resto de estas Eliminatorias.

Es cierto que la valla de Colombia ha sido difícil de penetrar y suma apenas dos goles en su contra por cuatro a favor y es una solitaria invicta en su grupo de disputa, pero el déficit de tantos propios ha pesado demasiado en este primer trayecto y son pocos los indicadores que marquen un cambio en la situación. Ya se ha señalado que no estará en esta partida de dos tiempos el delantero Edixon Perea y la confianza adelante reposa en los arietes Radamel F. García y Hugo Rodallega, quienes hasta el momento no han pesado para su Selección como sí lo hacen en sus clubes.

Parece ser un riesgo muy grande el que toma Colombia ante un Uruguay que siempre será fuerte, aun cuando los números de la historia en su campo tracen una leve favorabilidad para los cafeteros. El contraste es contundente si se toma al Perú como referencia: mientras en la ronda previa Colombia  no pudo desequilibrar y romper el empate en Lima, los charrúas sepultaron el ímpetu peruano con seis goles, de la mano del prestigioso "maestro" Carlos Washington Tabares. Eso hace una diferencia y con ese plusllegan a Bogotá los de Montevideo, aunque se diga con una gran dosis de certeza que cada partido es diferente.

EL PELIGRO CHILENO

Los chilenos, por su lado, también tejen esperanzas a partir de su choque con Colombia. Al comenzar la vigente  Eliminatoria esta columna afirmó que podía esperarse que el fútbol chileno cambiase el rumbo de su historia reciente. En los dos últimos partidos fue Chile el equipo que mandó a Brasil al quinto puesto y lo puso en situación coyuntural de "repechaje". Algo nada envidiable para el serio Dunga y la lógica a veces a contravía del fútbol.

También se ha afirmado desde aquí que es un lujo contar con un orientador como Marcelo Bielsa cuyo carisma y noviazgo con la afición chilena se basa, precisamente, en la carencia personal de carisma y en un trabajo que va de lo serio a lo maniático en cuanto a perfeccionismo. Eso no siempre le ha dado resultados, pero sí le ha construido una leyenda que va camino del mito.

Han comenzado a aparecer los frutos del esfuerzo y Chile es optimista, no le tiembla a nadie. Tampoco al Brasil. Es un grupo de hombres jóvenes con un promedio de 22 años en edad y una mentalidad inyectada por Bielsa que se basa en la presión constante, sin pausa, con fuerza y con riesgos.

La base de este equipo es la Selección Sub 20 del mundial de Canadá. Aunque ya hay un recorrido aún no es tiempo para señalar luminarias de este sorpresivo -pero no tanto- Chile, que abre la ronda con dos victorias previas consecutivas, ante Bolivia y Venezuela. En estas condiciones, el técnico rosarino debe ratificar la esperanza de la tribuna chilena, mientras que el orientador colombiano debe hacer un ajuste de cuentas con la confianza de su gente (aresprensa.com). 

0.0
Actualizado: -/-
Related Articles: COLOMBIA ANTÁRTICA COLOMBIATEX 2019, LLAMADO AL OPTIMISMO COLOMBIAMODA, EL BUEN CAMINO COLOMBIA, SE SIENTE UN FRESQUITO COLOMBIA, SORPRESAS TE DIO LA VIDA COLOMBIA: GRIETA Y APRENSIÓN COLOMBIA: SALAFISMO BUSCA NIDO LLEGA A COLOMBIA EL PAPA PERONISTA COLOMBIAMODA: FRANCIA, PRIMERA INVITADA COLOMBIA-VENEZUELA: RIESGO DE CHOQUE
DOS COLOSOS EN APRIETOS: ARGENTINA Y BRASIL

Visitas acumuladas para esta nota: 768

¡SÍGANOS Y COMENTE!