-----
VEA: ARTES VISUALES / PROGRAMA EDITORIAL







EL RÉDITO DE arteBA 2013 / ARTES VISUALES / PATRIMONIOS CULTURALES / A-C

Publicado el 28 de mayo de 2013 / 14.25 horas, en Bogotá D.C. 

EL RÉDITO DE arteBA 2013 

La convocatoria de esta edición de arteBA -la 22- tuvo un fuerte acento en los artistas argentinos pero también hubo una fuerte búsqueda de apertura de los frentes internacionales de inversión en arte. Esa búsqueda ha sido permanente pero ahora lo es más. La incertidumbre que genera la situación interna de la Argentina y el crecimiento de los países del entorno americano, incentivado por el retroceso en todos los frentes del país austral y anfitrión de este encuentro de mercado del arte, le dieron énfasis a la convocatoria y a los propósitos, tanto los explícitos como los implícitos

La presencia en obra de los grandes maestros argentinos le dio tono al panorama de esta arteBA 2013. Así aparecieron Xul Solar, Emilio Pettoruti, Carmelo Arden Quin, Clorindo Testa, Alicia Penalba y Julio Le Parc, entre otros de ese nivel de reconocimiento. Otros, de generaciones más recientes y también incluidos en la onda del trazo abstracto, llegaron a esta cita: Max Gómez Canle, Rosario Zorraquín o Juan Becú, por citar sólo a algunos. No se trata de que muchos de ellos o todos no hubiesen estado presentes en otras ediciones de arteBA, sino que ahora estaban todos juntos 

En esa masa crítica de creadores rioplatenses estuvo también Tomás Sarraceno que el año pasado montó una escultura de grandes dimensiones en los altos del Museo Metropolitano de Nueva York. Pero no fue lo único en despliegue estético. Los brasileños trajeron lo nuevo de las culturas urbanas en lo que hace a la creación plástica callejera, a través del “graffiti”. Esa posibilidad y escenario estuvo a cargo de la galería Choque Cultural. Otra argentina, la escultora Mónica Girón, tuvo el privilegio de tener una obra seleccionada para donación que el banco Citi de Buenos Aires derivó por 25 mil dólares a la colección del Malba (Museo de arte latinoamericano) de la capital argentina.  

La peruana Natalia Revilla exhibió sus dibujos en el mismo pabellón en que mostró sus fotografías Manuel Archain, junto con la también argentina Paula Otegui. Ellos mostrarán sus obras, las mismas de esta exhibición, en la próxima feria de arte de Barcelona. En otro espacio se exhibieron piezas históricas de Marta Minujín, como aquel “Batacazo” que se presentó en los años 60 en el Instituto Di Tella. En ese mismo espacio y del mismo tiempo se mostraron los acrílicos de Rogelio Polesello, además de las fotografías de Jorge Miño y un video sobre Eva Perón, que forma parte de un conjunto que la galería Castagnino Roldán presentará en la Bienal de Venecia 

Obra de Antonio Berni

 

Tal y como se había previsto, las crisis de contexto favorecen el mercadeo del arte. Así fue en el cierre de esta edición de la Feria de Buenos Aires. Alguien ha dicho que “se compró con frenesí” e incluso en las horas previas a la inauguración, en los cocteles de apertura, ya se colocaban las marcas de reserva o compra sobre las piezas más interesantes. Ya había ocurrido algo parecido en la anterior debacle económica del país del Plata, con ocasión de la misma Feria, hace una década. El lema implícito en el ambiente de “buenas obras a precios accesibles”, cuajó como se esperaba y a eso también aportó la diferencia de cotización entre el dólar oficial y el paralelo. Fue una conjugación de variables positivas, en el sitio y el momento adecuado 

Coleccionistas y compradores de ocasión le apostaron a todo, aun cuando esta edición de arteBA le puso mayor peso específico a la pintura tradicional, la de caballete sobre lienzo con nostálgica pátina de óleo o acrílico. También el interés estuvo más centrado sobre las firmas tradicionales y, en especial, con inclinación hacia los argentinos, aunque debe decirse que los brasileños, tal como ha sido la constante de los últimos años, tienen mejor cotización de mercado que los dueños de casa. Antonio Berni, a quien se considera el más grande artista plástico argentino del siglo XX reafirmó preferencias del público. Los principales compradores: argentinos y norteamericanos. En la euforia se conoció que el Museo de Bellas Artes de Houston, realizará a fin de este año la mayor retrospectiva nunca efectuada sobre este maestro consagrado.

Otros favorecidos por el interés de los compradores fueron Gachi Hasper, Mónica Girón, Pablo Reinoso, Juan José Cambre, Jacques Bedel, Matías Duville, Andrés Paredes e Ignacio Valdéz, en lista incompleta. El precio promedio de las obras adquiridas osciló entre los mil y los cinco mil dólares, aunque se encontraban piezas hacia arriba y hacia debajo de ese rango. Cada jornada de las cuatro dispuestas para esta edición de la tradicional Feria, tuvo un aforo superior a las 25 mil personas. Cien mil visitantes en total fue otra de las cifras brillantes de esta arteBA 2013, que acaba de cerrarse (aresprensa).


Visitas acumuladas para esta nota: 00835



¡SÍGANOS Y COMENTE!

Site map





MARKETING Y FELICIDAD por Nestor Diaz Videla

2Checkout.com Inc. (Ohio, USA) is a payment facilitator for goods and services provided by www.aresprensa.com.


Todos los derechos reservados ARES 2003 - 2016                   
Volver al home