IDIOTARIO II DE CRISTINA FERNÁNDEZ / LA TERCERA OREJA / ACTUALIDAD

Publicado el 10 de septiembre de 2013 / 18.15 horas, en Bogotá D.C.

Aquello que se escucha aunque se diga en voz baja 

(El chisme no es la verdad, pero sus elementos implícitos pueden ayudar a reconstruirla)

Esta sección le debe su nombre a un famoso programa radial de misterio que se emitía en Chile por los años 60. Esa es única deuda que tenemos con la prestigiosa radiofonía chilena. Hecho el ajuste de cuentas, debe decirse que, aquí, el espacio está destinado a la picaresca que disuelve nuestra seria política editorial. El único misterio es el propio que encierra todo chisme.


  • Nicolás Maduro y su entorno bolivariano promueven la multiplicación de los penes, pero suponen que los maricas son otros.

IDIOTARIO II DE CRISTINA FERNÁNDEZ 

La exquisita compilación de sandeces que encadena con aterradora frecuencia la presidente argentina, Cristina Fernández, la convertirán en una galardonada de esta columna poco respetuosa y considerada con sus víctimas. Pero es inútil resistirse a la tentación porque la riqueza que brindan las expresiones de la briosa presidenta, tan frecuentes como disparatadas, impiden evitarlo. Debe recordarse que hace unos meses en una discusión escrita con uno de los iconos vigentes de la actuación fílmica argentina, el reconocido Ricardo Darín, respondió la presidenta con una larga carta llena de errores ortográficos e inconsistencias gramaticales a su contradictor, quien había  puesto puntos suspensivos sobre el crecimiento del patrimonio de la familia presidencial, lo cual se considera obsceno en un gobierno que en su discurso plantea la igualdad social de sus gobernados. Esto en un  país que no le ha quebrado el espinazo a la pobreza que golpea en diferentes niveles a un 25 por ciento de la población. Un país que fue en tiempos históricos, junto con Uruguay, el más nivelado en lo social dentro de sus iguales de América Latina. El matrimonio Kirchner, del cual Cristina Fernández es cónyuge sobreviviente, ya superó la década en la conducción del ejecutivo argentino, en una geografía regada de riquezas y de infraestructura, ahora empobrecida, pero que en un tiempo no muy lejano estuvo destinada para grandes cosas. La reciente y demoledora derrota electoral que sufrió en las elecciones primarias, celebradas hace menos de un mes, son una factura de cobro a los desvaríos de la presidenta y la crisis consecuente que ha creado en el país la mandataria y sus obsecuentes colaboradores, algunos de ellos como es el caso del vicepresidente Amado Boudou con requerimientos de la justicia sobre su cabeza. 

Argentina está por encima de Canadá y Australia. Una afirmación que está más allá del delirio. El disparo verbal se realizó pocos días después de la derrota electoral del segundo domingo de agosto, ante un auditorio de empresarios afines que dejó estupefactos a los asistentes, quienes viajaron a la lejana y sureña ciudad de Río Gallegos capital de la provincia de Santa Cruz, donde los Kirchner iniciaron su saga de construcción de poder y riqueza familiar. Ni Australia ni Canadá tienen una inflación del 25 por cierto, ni son parias internacionales en lo que hace a confianza económica, financiera e inversionista, ni les embargan sus buques de guerra en puertos extranjeros, ni tienen los niveles de inseguridad y desigualdad que muestra hoy la Argentina. Suelta de cuerpo y verbo dijo aquel 21 de agosto que quería “derribar unos mitos” en la comparación con aquellos países. Un golpe de palabra difícil de repetir y emular, pero que es común en Cristina Fernández.  

Lo que dice el Papa ya lo dijo Néstor. Fue con ocasión de la visita de Francisco a Brasil en julio pasado, cuando éste convocó a los jóvenes a salir a la calle y transgredir lo establecido. La desmesura de lo expresado por Fernández radica en el hecho de que el llamado del Pontífice fue para que los jóvenes refrescaran con su presencia y su protesta, las perversiones que con su mal comportamiento riegan en el mundo los políticos, gobernantes y los sistemas económicos que ahogan a sus propios pueblos. Ni Néstor Kirchner tuvo -por lo que se ha visto- ni la presidenta argentina como heredera de aquél tienen autoridad moral para pensar que los jóvenes a los que llamó el Papa son los mismos que podrían convocar y nuclear “Él” o ella

Soy parte de la clase media. El exabrupto arrojado al público en noviembre del año pasado parece una ironía y una burla a su propio pueblo. La fortuna de los Kirchner, de manera directa o en cabeza de terceros, ha tenido un crecimiento geométrico superior al mil por ciento y se expresa como una fortuna basada en innumerables propiedades y sociedades, tanto en el país como en el extranjero. El hilo de las investigaciones periodísticas ha informado de más de 150 empresas que movilizan la fortuna explícita o disfrazada del matrimonio que ha regentado a la Argentina durante una década larga. Esto hace que Cristina Fernández, sus hijos y familiares estén por encima que cualquier integrante de la sufrida y presionada clase media argentina, que vive con la estrechez de sus salarios y de pequeños negocios. Lo dijo a fines del año pasado

La diabetes es enfermedad de quienes comen mucho”. Lo dijo en marzo de este año al presentar en su país en la Plan Nacional de Ciencia e Innovación. Lo hizo en referencia a que, según ella, la enfermedad es una característica de las personas pudientes en lo económico y como evidencia de que esos sectores sociales “son sedentarios” y se alimentan con algo más que suficiencia. Advirtió en aquella alocución que el mundo tenía unos 80 millones de diabéticos. La despistada mandataria del país que tiene 5 premios Nobel y exporta tecnología nuclear, pretendió con su dislate hacer despliegue de sapiencia y ofendió a quienes en el mundo padecen de la enfermedad y deben acudir al Estado o a la caridad pública para atender sus dolencias diabéticas sin tener recursos para atenderla, que son la mayoría en el alto número de afectados en el planeta (aresprensa).       


Visitas acumuladas para esta nota: 00657



¡SÍGANOS Y COMENTE!

Site map





MARKETING Y FELICIDAD por Nestor Diaz Videla

2Checkout.com Inc. (Ohio, USA) is a payment facilitator for goods and services provided by www.aresprensa.com.


Todos los derechos reservados ARES 2003 - 2016                   
Volver al home