----
VEA: MODA / PROGRAMA EDITORIAL







3ra. BOGOTÁ FASHION / MODA / HEDONISMO / LOM

Publicado el 16 de abril de 2014 / 20.00 horas, en Bogotá D.C.

3ra. BOGOTÁ FASHION

La Cámara de Comercio de Bogotá ha tomado  el control del encuentro principal de moda que se realizó durante los dos  últimos años  en la capital cafetera, y se apresta a realizar la tercera edición del encuentro internacional dedicado a la alta costura y el diseño, al finalizar el presente mes.  Los cambios previstos en la coyuntura incluyen la presencia de una figura internacional de la talla de Custo Barcelona y un traslado en la sede de las presentaciones. Esto último se desarrollará en la sede del ente de registro empresarial y gremial, localizado en la Sede Salitre, al occidente de la urbe entre el aeropuerto y el centro de la ciudad. El encuentro tendrá concreción entre el 25 y el 27 de abril, bajo un lema de poca convocatoria emocional y simbólica: “Ahora la moda se viste de negocio y pasarela”.

Reporta: Martha Liliana ROMERO

Participan de la convocatoria 35 diseñadores que pasaron el filtro de una curaduría que hizo la selección de expositores, encuadrados en los clusters de calzado y marroquinería, vestuario y joyería-bisutería. Esa curaduría tiene a la cabeza un nombre de valía incontrastable en esta labor de impostado glamour: el brasileño Walter Rodrigues y junto con él, al español Ricardo Domingo. Bajo una concepción amplia, el encuentro internacional apuesta a su permanencia y sostenibilidad futura, con una estrategia de objetivo ambicioso: aportar a la visión de una capital colombiana como centro de turismo internacional y de negocios de alta gama. Por ahora, los elementos dinamizadores de la estrategia son tímidos, el networking vigente para la ocasión contará con la participación de apenas 20 compradores nacionales y 10 internacionales.  No obstante, es prometedor el origen de los empresarios que llegan de allende las fronteras: Francia, España, Estados Unidos y Centroamérica. Se ha previsto la posibilidad de formalizar más de 400 citas de negocios, a concretar durante los tres días del encuentro.          

El tejido productivo alrededor de la moda, el diseño y la industria textil vinculada, tiene un fuerte arraigo en la capital andina. Existen unos 30 mil establecimientos dedicados a este rubro, el del cuero y el de la indumentaria en general, además de los complementos de atuendo, tanto de producción masiva como artesanal.  La actividad ocupa como mano de obra -si se cuenta sólo a Bogotá-  a unas 250 mil personas, en números gruesos.  Según fuentes acreditadas, esas cifras indican que casi el 50 por ciento del sector nacional está afincado en la capital del país y que la porción del PIB que se aporta, correspondiente a la urbe y a su entorno, alcanza a un punto y medio. El año pasado este sector industrial generó exportaciones por más de un cuarto de millón de dólares. Lo importante de señalar es que esos datos ponen al área como de importancia estratégica, no solo para la economía en términos exclusivos sino como gran generadora de capital humano y simbólico, por su relación directa con la formación académica y profesional, además de la exigencia de creatividad permanente.

No es una industria cultural en sentido estricto como lo supone de forma pomposa la Cámara de Comercio, que asumió la tutoría del BFW, pero sí es cierto que la variable cultural es transversal en el proceso y que este está vinculado  de manera directa con la construcción simbólica, que es parte sustantiva de la sociedad de masas y de las dinámicas del consumo, las cuales al tiempo son parte de la naturaleza del totum social moderno. Es por eso que este tipo de encuentros no podría prescindir del segmento académico y, en efecto, el BFW contará con ese espacio de reflexión. Allí estará la brasileña Alexandra Farah para abordar el tema de la relación entre “moda y tecnología”, en tanto que la disertación de la española Fiona Ferrer versará sobre las transformaciones en los canales de distribución con que cuenta la moda internacional. El vínculo entre negocios y moda tendrá como protagonista a Anna Sabater, quien disertará sobre “rentabilidad en marcas de moda”.


Ellos no serán los únicos en abordar los temas académicos o de actualización, imprescindibles para fortalecer potenciales de creatividad y competitividad. También estará en ese espacio Ana Paula Lignone para brindar claves sobre “tendencias e innovaciones de joyería y moda”.  Un paquete cualitativo y cuantitativo con suficiente espesor, necesario y nunca suficiente, como para pensar en posicionar el acontecimiento del año de la capital colombiana, en lo que hace a la moda, y como para que esta vez el propósito no falle ni se frustre en mitad del camino.  Esto porque, debe decirse, todos los esfuerzos para posicionar un evento de moda con fortaleza sostenible en el tiempo y visible en el plano internacional en esta gran ciudad, se han visto en los últimos 20 años erosionados y disminuidos por carencia de fortaleza organizativa o del patrocinio incluyente y vinculante, como para que el esfuerzo sea viable y sostenible. Es posible que ahora el músculo de Cámara de Comercio capitalice lo que hasta el momento ha sido ilusión pasajera para el sector.  

Todo lo anterior le da argumento a la presencia de una figura como el catalán Custo Barcelona, cuyo apellido es Dalmau,  en el encuentro de Bogotá. Un hombre que comenzó diseñando camisetas para hombres y hoy es conocido como un abanderado de la evocativa psicodelia, que se inició en los años 60 con la revolución estética juvenil que The Beatles universalizaron y que tanto los estudiantes del Mayo Francés como los hippies californianos terminaron otorgándole mayoría de edad y presencia histórica. Pero la onda de esta tercera edición del BFW no está anclada en la tendencia vintage, pues habrá otras ondas.  Allí estará también la acreditada y arrogante barranquillera Lina Cantillo, diseñadora de ropa para hombres, en particular por el particular estilo que imprime a sus guayaberas. Es ella quien abrirá la serie de desfiles. Junto con ellos estarán en la pasarela nombres locales de alto prestigio, tales como Bettina Spitz, Faride Ramos, Isabel Henao, Andrea Castro y Juan Pablo Socarrás, entre otros reconocidos. En tanto que Amelia Toro cerrará el despliegue. 

 Esa no son únicas labores programadas durante esta tercera edición del BFW. Habrá además un Opening de Joyería, como novedad agregada. Una sección y actividad que contará con 150 invitados Vip, quienes podrán apreciar los trabajos de orfebres como Álvaro Ávila, Fernanda Arias o Tatiana Apráez, en lista incompleta. También se han programado para esos tres días de muestra las llamadas “rutas de experiencias de moda”, dirigidas a los invitados -en especial extranjeros- y destinadas a la visita de empresas del ramo, en particular talleres y vitrinas destinadas al merchandising. El corolario previsto será la entrega del premio a la innovación, concebido por los organizadores como parte del estímulo a la creatividad -en particular de los diseñadores emergentes- que debe ser el eje alrededor del cual se mueva esta industria, que se pretende cultural (aresprensa). 


Visitas acumuladas para esta nota: 00131



¡SÍGANOS Y COMENTE!







MARKETING Y FELICIDAD por Nestor Diaz Videla

2Checkout.com Inc. (Ohio, USA) is a payment facilitator for goods and services provided by www.aresprensa.com.


Todos los derechos reservados ARES 2003 - 2016                   
Volver al home